RUBEM DANTAS
por Lean Rodrigues

INICIO ARTICULOS BIOGRAFIAS ENTREVISTAS TODO ARTE CONTACTO

Click here to read the English translation

 

Rubem Dantas

 

 

Nacido en la ciudad brasileña de Salvador (Bahia), el percusionista Rubem Dantas ha llegado a Madrid en 1976 con una meta: introducir percusión en el flamenco, un estilo musical que hasta entonces solo tenía las palmas y el sapateado. En Brasil ya era considerado una de las grandes promesas y, en España, ha habierto un camino y forjado una carrera como uno de los grandes percusionista que ha tenido el flamenco y el que fue el primero en introducir diversos instrumentos de percusión.
Juntamente con Paco de Lucia y su quinteto (que posteriormente se amplió), ha sido una de las personas que ha cambiado la história del flamenco, y que introdujo en cajón al flamenco, que lo descubrió en un viaje a Perú y creó todo un nuevo lenguaje técnico específico para este instrumento
Rubem Dantas ha colaborado en diversas grabaciones, solo por citar algunas: Siroco (Paco de Lucia), Zyryab (Paco de Lucia), The Ultimate Adventure (Chick Corea), La Leyenda del Tiempo (Camarón de la Isla), 2332 (Jorge Pardo), Fénix (Carles Benavent), A Mandeli (Pepe Habichuela), etc.
Después de más de 20 años desarrollando una brillante carrera con Paco de Lucia, Rubem Dantas Termina su primer disco que se titula Festejo. Un disco en el cual demuestra que además de ser gran percusionista, también es gran compositor y una persona con un carisma capaz de reunir a más de 30 músicos en un mismo album.
En la siguiente entrevista, Rubem Dantas nos habla sobre su album Festejo, y también sobre su larga trayectória que le llevó a ser considerado el padre de la percusión en el flamenco.

 

Leandro Rodrigues. En primer lugar, me gustaría felicitarle por su disco Festejo y además:
¿Me gustaría saber cómo ha fue su experiencia a la hora de organizar un trabajo con más de 30 músicos?

Rubem Dantas. Ya sabes como trabajamos. No tenemos mucho soporte de aquellas grandes compañías de discos, pero con los amigos, con la familia es diferente. Fue maravilloso realizar este trabajo con mis compañeros, ya que también, hacía ya mucho tiempo que todos estaban esperando a que yo hiciese algo. Estoy muy feliz.

 

LR. Sobre sus giras y el trabajo de divulgación de su nuevo disco.
¿Cómo será divulgado su disco Festejo?

RD. Todavía no he empezado con la gira, ahora me estoy dedicando a otras cosas y en noviembre (2008) empezaré a hacer la gira del disco Festejo en Brasil, Estados Unidos, Australia y ahora mismo estamos preparando todo.

 

LR. Además de percusionista es Usted compositor y arreglista.
¿Podría hablar sobre sus canciones, Usted abre el disco con la canción.

RD Mira, ¿puedes dejar de llamarme de Usted?

 

LR. Claro, tú abres el disco con la canción Pan con Manteca.

RD. Pan con Manteca es una canción que fue dedicada al comportamiento de la gente de las Islas Canarias, de la costa de España, así como de la gente que viene de África. Un día vi una noticia de una niña que pone un trozo de pan con manteca en la boca de un niño, ese niño empieza a reírse y ella casi llora de emoción. Entonces, como me faltan palabras para decir esa clase de cosas, y todos saben lo que está pasando y la única cosa que yo podía hacer era una canción y le puse como título Pan con Manteca.

El trabajo de todos está muy bien, Pedro canta muy bien en este tema, Irapoán Freire con su solo de trompeta, Joaquín Galindo y su solo de saxofón, Carles Benavent con el bajo, es increíble. Me encanta Pan con Manteca porque es una canción que está hecha con mucho amor, que nació desde una imagen que vi.

 

 

 

LR. tienes también mucha conexión con África, el tercer tema se titula Shalaba y contó con la colaboración de músicos Gnawa de Marruecos.

RD. Sí, son amigos con quién toco ya hace 20 años y nunca tuvimos oportunidad de grabar, ésta fue la primera oportunidad de grabar juntos. Tenía un tema llamado Al sur de tu cintura y un amigo estaba un día cantando un tema Gnawa, yo lo escuché y dije: Esta canción Gnawa encaja perfectamente a una de mis canciones y así fue.

 

LR. También dedicaste una canción a Pixinguinha.

RD. Fue una dedicatoria que hice al ''véio'', el fue una persona que dió su alma y cariño a todos, hasta hizo la canción Carinhoso y lo mínimo que puedes dedicar es una canción.

 

LR. Cuando llegaste a España el año de 1976, exactamente a Madrid, con todo su bagaje . musical.

RD. Bueno, pensaba que hablabas de mi maleta, porque en realidad, he llegado a Madrid con un pantalón y una camiseta.

(Risas)

 

LR. Bueno, pero con un gran bagaje musical si que llegaste, ¿No?

RD. En realidad sí, el bagaje musical es impresionante, la gente muchas veces se admira y me dice: Rubem, eres percusionistas, pero ¿y esas melodías, esos arreglos?

Es que yo he crecido en aquél ambiente de Bahía (Brasil) y en casa yo he sido el único clásico. Entonces es estupendo cuando puedes comprender África y Europa desde Bahía, porque Bahía es mitad África y mitad Europa y cuando lo comprendes, todo se hace mucho más fácil, porque es un lenguaje musical universal.

Más que a música americana, porque con a música americana, si no entiendes África, no va a quedar muy bien y si no entiendes parte de Europa tampoco va a quedar tan bien, entonces lo mejor es combinar todo ese conocimiento y dejar de racismo, porque hay mucha gente que tiene racismo con la cultura de Europa y también hay gente que es racista hacia la cultura de África. Entonces hay que dejar con esas tonterías para poder tener una experiencia impresionante.

LR. ¿Estudiaste piano durante mucho tiempo?

RD. No, estudié durante algún tiempo con mi madre en Salvador (Bahía), ejercicios y escalas que me volvían loco. Lo que siempre me gustó ha sido la percusión. También me encanta música clásica, ahora mismo estaba hablando con mi hermano que es pianista, el está preparando un concierto para tocar con una orquestra sinfónica para tocar en Salvador, y estábamos hablando de hacer algo con música clásica, ya que también toco trombón.

Yo no tuve escuela de formación música occidental, o sea, música europea como Mozart, Bach, conservatorio, yo no tuve esa educación. Aunque dentro de casa siempre hubo, ya que mi madre es profesora de la universidad de música, yo lo vi y escuché todo pero nunca fui estudiante de eso. Mi escuela fue en el Candomblé, en la Capoeira, en la escuela de samba, en la música popular, música popular de todo el mundo ya que siempre me gustó desde pequeño.

Sabes, en el continente americano, el único país que hizo algo por su música popular fue Estados Unidos, en Brasil están empezando a hacer algo también, ya sabes como es Brasil, en todo ese tiempo nunca he visto una gran escuela de música popular en Brasil, hay conservatorios de música clásica, pero lo que es música popular en su estructura pesada, todavía no lo he visto.

 

 

LR. ¿Cómo eso puede pasar en un país con una cultura popular tan rica y diversa?

RD. La cultura es una industria y funciona cuando le pones dinero. En Brasil hay músicos impresionantes, increíbles. Si te preguntas: ¿cómo fue la preparación, cuál fue la escuela?

No la hay pero por otro lado, de esa forma tenemos la personalidad muy marcada.

Berkley por ejemplo hace 10 john McLaughlin en la escuela, 20 Chick Corea, salen 40 Toninho Horta, 50 Pat Metheny. y nosotros en Brasil no tenemos nada de eso, el músico brasileño, el toque poco, regular o toque bien, excelente o increíble, da igual, ya que cada músico tiene su particularidad, ya que no hay ninguna escuela estándar. Ese desarrollo que tenemos tiene sus cosas buenas y no tan buenas también.

 

LR. Tu no eres purista a la hora de mezclar y fusionar.

RD. Yo mezclo y fusiono porque soy purista, porque conozco como se hace la música, como poner aquí o allá, porque lo primero que hay que tener es un conocimiento musical antes de mezclar. Hoy todos están con la historia de fusión de mezclar todo y tal, me encuentro con algunas cosas y me digo:

''uf, no entiendo nada de lo que quieren hacer.''
(Risas)

LR. El caso del cajón flamenco.

¿Cómo fue cuando introdujiste el cajón peruano por primera vez en el flamenco?

RD. La primera vez que vi el cajón fue en un hotel en Perú, yo estaba sentado esperando a que arreglasen todo para que yo subiese a mi habitación y vi a tres hombres que iban a tocar y que se sentaban en una cosa, yo me dije ¿que coño es aquello? ya que no vi ningún instrumento en las manos de ellos, y de repente empezaron a tocar y dije:

¡Quiero tocar eso también!

 

LR. ¿Cómo era el flamenco cuando llegaste a Madrid en 76?

RD. Con Chick Corea, un día estábamos en Nueva York y le estaban haciendo una entrevista, en un determinado momento empezaron a preguntarle sobre flamenco y Chick Corea pregunta:

¿El flamenco antes de Rubem o después de Rubem?

En el flamenco no existía nada, solamente palmas y pies. Palo de lluvia, caja, bombo, platos pitos, no tenía nada de eso.

 

LR. ¿cómo introdujiste los instrumentos, fue algo gradual?

RD En aquella época yo también estaba aprendiendo, yo no sabía tocar flamenco. En Bahía, yo tocaba con mi amigo Leonardo Boccia, el me decía que en el flamenco no había percusión entonces le dije:

Si no hay percusión, yo voy allá y la pongo.

LR. ¿Hoy el cajón está establecido, pero, en el momento que lo desarrollante porque ese determinado instrumento y no otro?

RD. Esa fue la mentalidad del momento, cuando yo llegué estaba todo por crear, yo estaba solo y nadie quería tocar flamenco. Sabes que los músicos somos unos arrogantes: uno es de rock, otro de baladas, otro de bossa nova, jazz, funk, otro de música clásica. Yo estaba solo y nadie quería tocar flamenco, yo estaba pidiendo a la gente por favor que tocase flamenco y además teníamos problemas con el plan Marshall. El rock and roll invadió todo el mundo, la música de Estados Unidos invadió a todo el mundo y nadie quería saber de nada, como en Brasil.

Para tocar flamenco era una cosa mucho difícil y yo estaba solo, era una gran desesperación, ahora todo el mundo me coge como ejemplo, pero yo no tuve a nadie a quien coger como ejemplo. Yo no tuve a alguien que me dijera como tocase y ahora lo que la gente toca es todo lo que yo inventé.

Los patrones no existían, tenias patrones para guitarra, para pie, mano, para otro instrumento como atabaque, berimbau, cuica, cajón, agogó, bongo. eso todo lo tuve que inventar.

Yo me aproveché, aproveché de la oportunidad. Ahora mismo en España y en el mundo, lo que hay de percusionista de flamenco, es impresionante. Todos tienen que llamarme padre (risas).

 

LR. Sobre tu experiencia con Paco de Lucia.

RD. Somos como una familia, no es que el Sexteto te terminó, el Sexteto está descansando ahora porque fueron 28 años. No puede hacer nada durante 28 años porque estaba siempre con Paco y el Sexteto, el otro día Paco me dijo: vamos a reunirnos otra vez.

Fue una gran experiencia y Paco es una gran persona, muy cariñoso y nunca tuvimos un problema y yo soy muy problemático, si veo algo que no me gusta ya mando a tomar por culo. Paco siempre fue una persona maravillosa.

Nunca ha pasado de que Paco se fuese a un hotel y nosotros a otro, la clase de cosas que pasan cuando estás con estrellas y la música de Paco también es increíble.

 

Jorge Pardo, Pepe Perera, Paco de Lucia, Rubem Dantas y Ramón de Algeciras

 

LR. Cuéntanos sobre su proyecto de una big band con flamenco que incluía 27 músicos

RD. Ese proyecto se quedó parado porque son 27 músicos y no soy rico. Si las instituciones ayudasen sería fantástico, ya que no puedo mantener a 27 músicos más técnicos e más personal y tuvimos que parar, me gustaría seguir con este trabajo ya que es un trabajo muy bonito con músicas de Paco y Camarón. Fue muy difícil preparar ya que los músicos no estaban acostumbrados con el sonido del flamenco con trombón y trompeta y tuvieron también que acostumbrarse con aquello.

A quien le encantó fue al público.

 

LR. ¿Cómo trabaja el músico hoy con las nuevas tecnologías?

RD. La tecnología facilitó algunas cosas, ya que coges el ordenador y lo llevas a tu casa, viene un músico y el toca, viene otro y también toca, pero la música también no va así con esa cosa:

Hay mucha prisa para nada, los músicos no pueden hacer el juego del personal de marketing, el marketing va muy deprisa y la música no.

¿Para que toda esa prisa?

Al final nadie tiene ni idea de nada, el DJ está haciendo disco y le preguntas:

¿Eres músico?

El contesta:

Soy DJ

De repente lo escuchas y no tiene nada. La tecnología esta dando eso, uno no tiene cultura, pero tiene dinero y hace aquella cosa, la tecnología esta para eso, vienen y engañan a todo el mundo, diciendo no se qué y no sé cuanto, saben hablar super bien. Vas a ver uno de esos tocar y lo escuchas hablar y dices: qué bien habla. Piensas que habrá una música espectacular y cuando tocan, no hay nada. Pero hablan muy bien. Hacen universidad, hablan francés pero a la hora de hacer la música, no saben.

Utilizamos la tecnología también, pero no para esa finalidad.

Nosotros músicos también tenemos que dejar la arrogancia de lado también, yo cuando llegué a Europa, yo era aquella cosa: percusionista brasileño que no tenía que bajar la cabeza para aprender de otras cosas y lo tuve que hacer.

www.rubemdantas.com

Lean Rodrigues, 27 de mayo de 2008

 

 

 

Inicio - Artículos - Biografías - Entrevistas - Todo arte - Contacto

© Dectatoma 2009 - Todos los derechos reservados