FILÓ MACHADO
por Lean Rodrigues

INICIO ARTICULOS BIOGRAFIAS ENTREVISTAS TODO ARTE CONTACTO

 

Filó Machado (Ribeirão Preto- São Paulo, Brasil-1951) es músico profesional desde los 10 años de edad, con una amplia experiencia. Ha viajado por todo el mundo presentando su visión de la música popular brasilera.

En sus composiciones, utiliza una armonía que fue desarrollada durante décadas y sus canciones relucen por la forma que utiliza la voz tanto para cantar, tanto para los coros, creando acordes a 4 voces humanas.

Es una persona que sabe sacar el máximo provecho con una sorprendente economía de medios. Actualmente está redescubriendo bandas sonoras de antiguas películas brasileñas de un personaje llamado Mazaropi.

Con una voz aterciopelada, un gran carisma y un dominio en su principal instrumento, la guitarra, Filó nos concedió ésta entrevista en su estudio, donde hemos tenido la oportunidad de escuchar parte de su discografía y saber más sobre sus pasión por los arreglos con voces humanas e inversiones de acordes.

 

Filó Machado

 

Leandro Rodrigues. ¿Cuándo empezó a trabajar como guitarrista?

 

Filó Machado . Empecé a vivir profesionalmente de la música a los 10 años de edad en Ribeirão Preto. Hacia fiestas cantando y bailando y a partir de los 14 años de edad comencé a estudiar guitarra.

 

Mis primeras clases fueron con José Luis Ubida, un antiguo compañero del grupo con quien tocaba que me inició en el instrumento. Tengo un disco que se titula Ubida en homenaje a este amigo que está grabado en Estados Unidos. Desde mis 14 años, he estado estudiando y viajando por diversas ciudades del interior de São Paulo, entre las cuales está Monte Aprazível, donde estudié en la escuela de música y posteriormente, monté allí una orquesta de guitarras. Estudié allí desde 1969 hasta el final de 1971. En 1971 me trasladé a la ciudad de São Paulo para seguir mi carrera.

 

Filó Machado

 

LR. ¿Cuál fue su impresión de la ciudad de São Paulo en los años 70?

 

FM . En 1971, la ciudad no era tan loca como en 2007, era una ciudad tranquila. De 1972 hasta 1976, yo me dedicaba a componer en la calle , ya que la ciudad no era tan peligrosa hasta el punto de que alguien me robase la guitarra. A partir de 1984/85, la ciudad empezó a cambiar, venía mucha gente aquí con la intención de conquistar sus objetivos y al final acababa en la criminalidad, en una criminalidad muy barata, robando unas zapatillas hasta para comer. La población creció demasiado y no había tanto trabajo para absorber toda aquella mano de obra que iba llegando.

La ciudad perdió un poco de su romanticismo . He vivido una época maravillosa de esta ciudad, hoy las personas tienen en su casa todas las posibilidades de encontrar en la televisión o por el ordenador lo que antes tenían que salir a la calle a buscar y eso repercute en que la gente no sale tanto, que los bares tienen poca frecuencia, todas las casas con rejas. He visto mucha transformación, mucho miedo.

También hay cosas buenas, la ciudad tuvo momentos maravillosos , grandes espectáculos, el proyecto Pixinguinha, presentaciones inolvidables de grandes artistas, grandes músicos. Aquí ocurren muchas cosas y podría ser mucho mejor cuando podamos limpiar las calles, limpiar el centro de la ciudad de todos los que la ensucian, acabar con el vandalismo, educar las personas que escriben en las paredes, para que las personas dirijan en su agresividad en otras actividades productivas.

Todos estos factores, directa o indirectamente, acaban entrando en la propia música, en la composición que hacemos. Naturalmente, me gustaría que viniesen otras influencias urbanas, soy una persona totalmente urbana y amo la ciudad donde vivo

 

 

LR. ¿Cómo vive hoy un músico de São Paulo si quiere vivir de conciertos?

 

FM . Hay períodos que la música pasa por distintos desarrollos , por ejemplo:

Entre los años 70 hasta la mitad de los años 80, para la noche brasileña, fue una maravilla. La gente tenía dinero para gastar en ocio y nadie quería quedarse en casa. Además muchos artistas estaban haciendo música fantástica con buenas armonías y a partir de ese momento la realidad empezó a cambiar. Las mismas casas de espectáculos que desprendían un gran sueldo para que los artistas trabajaran para ellas y empezaron a optar por la diversificación, por la variedad de atracciones. Optaron por no conservar un músico durante mucho tiempo. Entonces, el músico tuvo que trabajar por una cantidad fija de dinero por concierto, lo que aquí llamamos "cover artístico", teniendo que trabajar en muchas casas de espectáculos.

Los dueños de los locales estaban cómodos pagándonos solamente aquel cover. Hubo un momento en que las casas de espectáculos empezaron a llenarse y debido a eso, los dueños de los locales empezaron a exigir del cover del músico un 30% que decían que ese dinero era para la propia divulgación de la música. Una gran mentira , o sea, que el músico solo trabaja por un 70% del cover establecido. Una gran mentira, y tan mentira que dejé de hacer esa clase de trabajo. Me quedé muy molesto porque está escrito cover artístico y quieren quitarnos 30% del cover.

 

Filó Machado

 

LR. ¿Desde cuándo existe ésta práctica?

 

FM . Ya lleva algún tiempo, mira. A cada cosa mala de esas que se crea el músico, se queda más de manos atadas, ya que, si no acepta, no puede trabajar.

Esa frecuencia de conciertos es muy relativa. Un músico que trabaja en la estructura de 2007, en la estructura de Drum and Bass, Lounge y todas las modernas vertientes, eses músicos están trabajando en casas llenas y a algunos les va muy bien. Hay otros músicos que no se actualizaron o que han querido quedarse en una determinada situación. Para estos músicos, hay poco trabajo, hay pocos locales para tocar. Unos se convierten en otras cosas, buscan realizar otras actividades, otros se quedan quejando. Yo, con mucha suerte y trabajo, he saltado eso. Ni me he quedado parado quejándome y ni estoy haciendo esa música ultramoderna y tampoco me he quedado ultrapasado.

He encontrado una gran val orización de mi trabajo fuera de mi país. Para que veas, de marzo de 2006 hasta septiembre de 2007, he estado haciendo mi gira por Ecuador y también he estado tocando en Bélgica, Japón, Indonesia, Francia, Italia, España y Inglaterra.

 

 

LR. ¿A que se debe su triunfo en ese sentido?

 

FM . Hay lugares en que el público sigue apreciando la clase de música que hago.

En el trabajo que hago, además de que yo toque un samba que se tocaba en los años 70 y un poco de los años 80, pocos trabajan en esta área porque es un área de hacer vocales. Antiguamente, habían arreglos de voces en algunos estilos como la Bossa pero en el samba era muy difícil, muy difícil oír un arreglo a 4 voces. Era una cosa que viene más de la parte del jazz, de grupos como Manhatam transfers, Take Six, New York voices, algunos grupos en Brasil como Os Cariocas en los años 60, después MPB4, Boca Livre. Como mi relectura del Maracangalha de Dori val Caime, esas son las cosas realmente diferenciadas de la música que me abrieron las puertas para trabajar en el extranjero.

 

 

LR. ¿Como se siente por ésta situación?

 

FM . No me siento enfadado por lo que veo, solamente actúo de la siguiente forma:

Si existe algún proyecto en que voy a trabajar y veo que las condiciones no son buenas para mí, sencillamente no acepto estas condiciones, aquellas imposiciones.

 

Filó Machado

 

LR. ¿A pesar de esta situación, a seguido usted trabajando en territorio brasileño?

 

FM . Sí, en Brasil este año de 2007 que dirigí el espectáculo "A era iluminada" donde estuvieron presentes: Jõao Donato, Roberto Menescal, Miúcha, Joice, Claudete Soares, Giana Viscade, Adriana Godoy y yo también cantando substituyendo o Jonny Alf, porque o Jonny estaba enfermo y no pudo participar. Este concierto tuvo mi producción musical y la dirección de bastidores de mi hija Camila Machado.

Como hubo una gran afinidad entre Filó Machado y Jõao Donato, después del concierto, fui invitado por la producción de Donato para hacer una presentación en el auditorio del Ibirapuera. Pasado un tiempo, el SESC Vila Mariana pidió a Donato que hiciese un dúo con Davi Moraes, hijo de Moraes Moreira para hacer un concierto en el auditorio del SESC Vila Mariana. Donato se recusó diciendo que quería hacer ese dúo con Filó Machado. La Dirección del SESC se puso en contacto conmigo e hicimos 4 días de concierto que fueron maravillosos.

 

 

LR. ¿Cuándo empieza a trabajar con arreglos de voces humanas?

 

FM . Tengo pasión por las voces.

En el año de 1981, en la canción Trem Fantasma, ya se empieza a desarrollar mis experimentos con voces. Ésta canción, si la clasificamos, podríamos considerarla como un Samba Rock sofisticado porque tengo mis armonizaciones que nunca son con 2 acordes.

 

 

LR. ¿Cómo fue la evolución hasta llegar a aquellos arreglos brutales que podemos encontrar en su versión de Maracangalha?

 

FM . En mi casa, siempre hubo un gran grupo de amigos que se quedaban para comer y pasar el tiempo. Yo aprovechaba ésta situación para hacer experimentos con voces con la colaboración de todos. A partir de mi disco Origens, empiezo a utilizar esto en mis discos, porque hasta entonces, desde mi primer disco, el arreglo de coros era impuesto por la grabadora, arreglos para 3 voces. Pero lo que yo quería realmente eran 4 personas que hicieran las voces de mi forma, que se hiciera primero en mi casa para que sonase de la forma que me gusta.

Me gustan mucho los acordes de 4ª, 9ª, acordes suspensos, tengo pasión. A partir del momento que conocí a los Manhattan y luego aparecieron los Take Six, de ahí se acentuó mucho más mi pasión, según van llegando a mi oído todas estas influencias voy desarrollando mi estilo.

En 1984, en mi disco Canto Fatal, puedes encontrar la canción Perfume de Cebolla, donde escuchas los arreglos a voces que hice aquí en mi casa. En realidad. estos vocales están todos aquí.

Filó Machado

 

"Filó me lleva a otra parte de su estudio donde me enseña su grabadora de cinta, una verdadera relíquia analógica, en concreto uno de 2 pistas"

 

Yo hacía que las personas cantasen a 4 voces y yo tocaba la guitarra. Posteriormente, introducía 4 voces más y se quedaba un vocal lleno, todo experimental.

 

Filó Machado

Continuará...

Lean Rodrigues.

 

 

Inicio - Artículos - Biografías - Entrevistas - Todo arte - Contacto

© Dectatoma 2009 - Todos los derechos reservados